Ella quería tomar fotos. Él quería entender las películas en inglés. Así es como les ayudó la inteligencia artificial.

 |   Equipo Microsoft Latinx

La última vez que pudo ver a su familia, sus animales o sus queridas flores tenía 11 años. Monique Van den Abbeel nació con un glaucoma congénito que dañó el nervio óptico. Varias operaciones realizadas a lo largo de los años no supusieron ningún cambio para la niña de Brujas, Bélgica.

Los recuerdos visuales de sus personas y objetos queridos permanecieron con ella, pero empezaron a difuminarse. Ahora, con 43 años y tan independiente como cuando era una niña, ansiaba poder usar su smartphone ella sola para fotografiar todas aquellas cosas que le producían –y todavía le producen– alegría como un modo de “activar y conservar mis recuerdos”, nos comenta.

Ya en la ciudad de Lokeren, a más o menos una hora en coche de Brujas, a un resuelto muchacho de 17 años le gusta nadar, escuchar libros de audio y ver películas y programas de TV por streamingcon su familia los fines de semana cuando llega a casa después del colegio.

En Bélgica, muchas de las películas y series de TV están en inglés con subtítulos en holandés. Aunque Wouter De Brandt habla holandés, tiene dificultades para leer en este idioma debido a una discapacidad visual de origen cerebral, resultado de una lesión en el cerebro antes y durante el parto. Cuando intenta leer, le dan náuseas y se siente mareado y desorientado. Quería contar con una manera de escuchar las películas que ve su familia en holandés.

ALT

Los dos no se conocen, aunque a los belgas les encanta decir que conocen a casi todo el mundo en un pequeño país que apenas tiene 145 kilómetros de ancho y 280 kilómetros de largo. Pero sus esperanzas –poder hacer fotos y entender los diálogos– se harían realidad gracias a un pequeño equipo de personas que no solo entendían sus frustraciones, sino que también estaban determinados a ayudarlos.

Entre esas personas estaba Katrien De Graeve, una programadora y desarrolladora web casi autodidacta que se siente cómoda con la tecnología, pero no tanto con la atención. Nacida en Francia, ella se instaló en Bélgica y comenzó a trabajar para empresas que crean sitios y aplicaciones web de comercio electrónico.

ALT

En 2008, fue contratada por Microsoft Bélgica, donde en los últimos 11 años desempeñó varias funciones, desde evangelista de desarrolladores hasta el puesto de especialista en Internet de las Cosas que ocupa ahora con el equipo Azure Global Black Belt, conformado por arquitectos de la nube que trabajan con los clientes.

Hace un año, se le pidió a De Graeve que fuera una de las ocho participantes de un nuevo programa, “Team Scheire”, un programa de TV belga similar a la serie de documentales de la BBC “The Big Life Fix”, en la que inventores crean soluciones tecnológicas para personas con necesidades especiales.

De los cientos de solicitudes de ayuda que llegaron a “Team Scheire”, antes de la primera temporada del programa, el presentador y periodista de ciencia y tecnología Lieven Scheire y su equipo tuvieron que elegir a 16 personas, cada una de ellas encargada de encontrar alguna manera de ayudar a dos personas cada una. De todos los problemas, el de Van den Abbeel fue “el más radical”, comenta Scheire.

Recuerda una de las primeras sesiones en la que el equipo del programa le habló sobre este caso. “Tenemos una persona ciega que quiere hacer sus propias fotos sin la ayuda de nadie”, prosigue. “Nos miramos unos a otros y pensamos algo así como: Ok, entendemos la necesidad, pero ni siquiera vemos el principio de la solución. ¿Cómo ayudas a una persona que está ciega a hacer fotografías?’”.

Con la ayuda de sus colegas, De Graeve pensó que había una manera. También estaba dispuesta a ayudar a De Brandt. En él, vio a un joven que no solo quería disfrutar del tiempo libre con su familia, sino también poder comentar las últimas series y programas con sus amigos del instituto, como hacen todos los adolescentes.

ALT

Para ayudar a Van den Abbeel, De Graeve se puso en contacto con el equipo de Microsoft que trabaja en la aplicación para smartphone Seeing AI, lanzada en 2017 y diseñada para ayudar a las personas ciegas o con visión deficiente a describir personas, objetos y texto que están a su alrededor.

aLT

Lo que el equipo creó incluía funciones adicionales de aprendizaje automático para que la cámara pueda reconocer en tiempo real y sin conexión 1500 objetos, incluso distinguir vehículos como “coche” o “furgoneta”, y después dictarlos en voz alta para que Van den Abbeel elija luego sus propias fotografías. Además, cuando Van den Abbeel hace fotos horizontales, si no están derechas, el teléfono vibra para indicárselo y le avisa si alguien sale con los ojos cerrados en una foto para que pueda repetirla si quiere. Estas soluciones, creadas para Van den Abbeel, aún no están disponibles para el público. Otro sonido, ya incorporado en Seeing AI, le permite saber si hay suficiente luz para hacer la foto. “Mis ojos nunca volverán a ver, pero de alguna manera esto me ofrece una nueva forma de visión”, comenta Van den Abbeel.

ALT

Wouter De Brandt es el hijo de dos ingenieros eléctricos. Como sus padres, es un chico listo y le encanta aprender. Pero debido a su discapacidad visual de origen cerebral, leer letras y palabras se convierte en algo en verdad doloroso. Parte de su entretenimiento ha sido “The Big Bang Theory”, la popular serie de TV que lleva mucho tiempo en emisión sobre un grupo de jóvenes físicos y sus amigos.

Pero De Brandt no sabe inglés y no puede leer los subtítulos en holandés debido a su discapacidad. Cuando se enteraron de la existencia de “Team Scheire”, sus padres enviaron inmediatamente una solicitud.

De Graeve incorporó inteligencia artificial al combinar el reconocimiento óptico de caracteres para los subtítulos en holandés y texto a voz para dictar en voz alta los subtítulos. De Brandt utiliza una laptop Surface equipada con esta solución y se pone unos auriculares de conducción ósea (en lugar de acústicos) para oír los diálogos, sin perderse la música ni los efectos de sonido procedentes de la pantalla.

ALT

Tras meses de trabajo y con la ayuda de colegas, De Graeve desarrolló una aplicación más acabada para De Brandt (el software de la aplicación está publicado como código muestra, disponible para todo el mundo, en GitHub).

De Brandt “estaba sorprendido y feliz”, comenta su madre. “Funcionaba mucho mejor de lo previsto”. “Ahora puede hablar con sus amigos del instituto y decir ‘Sí, la he visto’. ‘No, no me gusta’. O ‘sí, está genial’”, comenta De Graeve. “Antes, cuando sus amigos hablaban de una película o de otra cosa, decía: ‘No, no la he visto; no sé de qué hablan, por lo que se sentía excluido. Pero ahora… Él solo quiere ser como los demás y creo que esto le ha ayudado un poco en ese sentido, así que es realmente especial”.

ALT

La primera temporada de “Team Scheire” ha acabado, pero no así el trabajo de De Graeve. Hace seguimiento de De Brandt, con ajustes en la aplicación para que se pueda usar de manera más fácil en las salas de cine. Y ella y Van den Abbeel se han hecho buenas amigas y a veces van juntas al cine. “Ha sido una gran inspiración para mí”, comenta De Graeve.

La experta técnica valoró de manera positiva muchas cosas de ambos proyectos. Lo que no calculó bien, según ella, es el impacto que han tenido en su vida. “También a mí me ha hecho evolucionar”, afirma De Graeve. “Aún me emociono cuando pienso en ellos. Deseo que se sientan parte de una comunidad, que no se sientan excluidos”.

Tags: , , ,